lunes, febrero 19, 2007

Tiempo, poco tiempo...


El futuro ya es presente,
el presente ya es pasado
y el pasado ya no es.
Y miras hacia atrás
y todo sucedió en un instante.
Aquél niño que te miraba
desde el otro lado del espejo
se ha ido.
Y el ayer se desvanece,
el hoy se escapa
y el mañana vuela.
El pasado parece acortarse.
El futuro lo hace.
Por eso...
¡¡¡VIVE INTENSAMENTE!!!,
porque hay tantas cosas por hacer
¡¡¡Y TAN POCO TIEMPO!!!

5 comentarios:

Itoitz dijo...

Vivimos como inmortales, planeando los años venideros, codiciando cosas, sin concebir un mundo en el que ya no existamos, sin poder esbozar en nuestros pensamientos un alba sin ocaso, un mañana sin futuro. Resulta difícil imaginar que un día todo lo que nos rodea continuará su senda en el tiempo sin nosotros. Provoca vértigo proyectar en sueños un pasaje donde lloren nuestra ausencia, una despedida sin abrazos, palabras, ni lagrimas; un adiós inconsciente, inerte. Produce pavor un porvenir donde nuestro recuerdo se haya perdido en el olvido y ni si quiera una fotografía perdure en las paginas de un viejo álbum.
Un fulgor cegador, un golpe de mar, una nota sostenida, un sueño súbito, y todo se desvanece en un segundo. Los sentidos se extinguen en una noche repentina, una brusca oscuridad que lo engulle todo y en la que no somos nada. La realidad desaparece, y lo opaco se diluye hasta tornarse invisible.
La muerte llegará mañana, o quizá se demoré algún tiempo; Mientras se hilvana mi destino yo disfruto cada línea que escribo, cada letra de Silvio, cada nuevo rincón del mundo por descubrir, el perfume a salitre del océano, el sabor a dulce de leche, los acordes que me hacen cantar, los suspiros que me susurran en la almohada, cada beso en la frente al amanecer. Hay que sentir y soñar cada momento, hasta que el tiempo nos arrebaté la vida, intentando ahogar nuestra condena en felicidad.

almena dijo...

Nos pasamos la vida proyectando y... se nos olvida vivir.
Sí.
Un beso!

Camilo dijo...

Reconozco que el "vive intensamente" se puede tomar de varias formas, o, dicho de otra forma, yo lo tomo de una manera no estandar. Cualquiera entendería que esto se refiere a viajar, salir, conocer gente, robar horas al sueño, etcétera. Yo -como soy tan vago- vivo inténsamente pero sin moverme del sitio: intento extraer todo lo que mis interlocutores dan, me peleo porque me dejen ver mi serie favorita, lloro con las películas ñoñas, grito para reivindicar mi derecho... Quizá sólo sea un boniato más, pero intento aprovechar todo lo que me llega. No hay mucho que hacer, hay mucho que deshacer; por ejemplo, la educación retrógrada, pesimista, negativa y castrante. Reivindiquemos las alamedas (por ejemplo)...

Nerim dijo...

Yo acostumbro a decir que
el pasado para los recuerdos
el futuro para los sueños
y el presente para vivirlo intensamente pues serán los recuerdos del mañana.
Un abrazo
Nerim

pensando con el corazon dijo...

Así es, vivamos intensamente cada momento, sintiendo lo mejor de cada instante...

Sarsillo